Un clásico: Hervido murciano

Las verduras nos aportan muchos beneficios en nuestra alimentación y una manera sana de tomarlas es simplemente cocidas en agua.

El hervido murciano es un plato muy competo que consiste en cocer las verduras en agua progresivamente.

Pelamos el calabacin y cortamos en rodajas,  cortamos las judías y pelamos y cortamos las zanahorias y hacemos lo mismo con la cebolla.

Ponemos una olla lo suficientemente grande como para que quepa todo lo que queremos cocer, la llenamos de agua con sal y ponemos a hervir el agua.

Una vez esté hirviendo vamos incorporando al agua las verduras progresivamente según el tiempo de cocción  que necesiten :

Cebolletas

Zanahorias

Judias

Calabacín

Os recomiendo no tapar la olla para evitar que se pongan negras las verduras.

Cuando estén todas cocidas con ayuda de una rasera las vamos colocando en la fuente escurriendo un poco el agua.

Antes de sacarlas a la mesa decoramos con un chorretón de aceite de oliva para darle brillo.